Campesinos acogen con beneplácito venta directa al turismo

Ciego de Ávila, 3 feb .- Campesinos de cuatro municipios de Ciego de Ávila tributan alimentos agrícolas directamente al turismo, modalidad que tiende a transformar el sistema de acopio y venta, mediante mecanismos ágiles y simplificados.

Cooperativas de producción agropecuaria (CPA) y de créditos y servicios (CCS) de los municipios de Chambas, Baraguá, Morón y la localidad cabecera comercializan viandas, frutas, hortalizas y granos a nueve instalaciones del polo Jardines del Rey, y a los hoteles Ciego de Ávila y Morón.

Otros 13 convenios, con los mismos propósitos, están en los detalles finales con el Grupo Empresarial Extrahotelero Palmares, informó Hanoi Medina, jefe de la Esfera Agroalimentaria en el Comité Provincial de la Asociación Nacional de Agricultores Pequeños.

El primer colectivo en iniciar sus ventas en diciembre de forma directa fue el de la CCS Piti Fajardo, de Baraguá, que cada semana transporta cuatro toneladas con una veintena de productos a siete hoteles de Cayo Coco.

Su experiencia se extendió a otras bases productivas, como la CPA Emiliano Zapata, que oferta plátanos y yuca pelados a los hoteles Ciego de Ávila y Morón, para viabilizar el comercio.

Tomás Miguel González Trujillo, presidente de la CCS Piti Fajardo, dijo que esta modalidad es un reto para los hombres del campo, quienes tienen que mejorar sus entregas a clientes exigentes, además del tipo de surtido más demandado en cada temporada.

“Podemos cosechar mucho de lo que pide el turismo, pero tenemos que cumplir los demás compromisos”, agregó González Trujillo.

Este campesino, no obstante, mostró inconformidad con los precios de los envases, particularmente las cajas de cartón que les vende la Unidad Empresarial de Base (UEB) de Frutas Selectas de la provincia, con promedio de más de cinco pesos por unidad.

Explicó que buena parte de los ingresos de la cooperativa se utiliza en esos gastos.

Gualberto Torres, director de la UEB, manifestó que su establecimiento realiza las ventas a los campesinos, según los precios fijados por el organismo superior.(AIN)