Rusia considera inaceptable injerencia de EE.UU. en Venezuela

Moscú, 6 jul .-Rusia considera inaceptables los intentos de Estados Unidos de desestabilizar Venezuela para forzar un cambio del gobierno legítimo de ese país, indicó el viceministro ruso de Asuntos Exteriores Serguei Riabkov.

 

La apuesta por un cambio forzado del poder en estados soberanos con una política independiente, mediante la promoción de tensiones y problemas internos y la inconformidad social, para nosotros resulta categóricamente inaceptable, señaló el diplomático ruso.

Además, la línea dura de Washington respecto a Venezuela no cambió para nada y vemos con preocupación cómo mantiene su búsqueda de vías para influir en la situación interna y desestabilizar ese país, declaró el viceministro a Prensa Latina.

Las maniobras para resolver de forma relámpago la tarea de deponer al gobierno legítimo fracasaron, incluido el intento de un golpe de estado, lo que demuestra el apoyo de la mayoría de la sociedad al ejecutivo dirigido por Nicolás Maduro, estimó.

Pero nada de eso detiene al gobierno norteamericano, comentó el viceministro ruso, quien viajará en breve a la nación latinoamericana.

Uno de los grandes problemas de las relaciones internacionales es que Estados Unidos aplica constantemente acciones para lograr sus propios objetivos, en detrimento de la posición que mantienen muchos miembros de la comunidad mundial, afirmó el diplomático.

Para el vicetitular de Asuntos Exteriores, la multipolaridad no es un lema, sino una situación real, pues ya no existe aquello de que lo formulado por Washington es obedecido, sino más bien lo contrario.

De acuerdo con el vicejefe de la diplomacia rusa, Estados Unidos no asimila ni siquiera su propia experiencia.

El objetivo ahora es mantener el desarrollo multilateral de nuestras relaciones de aliados con la hermana Venezuela, acotó el funcionario ruso.

Vamos a desarrollar proyectos en diferentes esferas y, en el marco de los acuerdos existentes, desplegar actividades para reforzar el potencial bélico de Venezuela, subrayó Riabkov.

Al respecto, aclaró que las especulaciones sobre la presencia de militares rusos en el país suramericano fueron desmentidas en varias ocasiones. Quiero reiterar que solo se trata del trabajo con la técnica militar suministrada a esa nación, explicó.

Además, estamos seguros que continuará el diálogo entre el gobierno y dirigentes políticos con sentido común, mientras que los intentos de imponer a Venezuela un tipo de modelo específico de desarrollo van a fracasar, auguró el diplomático ruso.