EE.UU. comienza a renovar algunas licencias para viajes a Cuba

EE.UU. comienza a renovar algunas licencias para viajes a CubaWashington, 8 oct .- Estados Unidos comenzó a renovar las licencias a algunas agencias que organizan viajes hacia Cuba, pero aun mantiene las trabas burocráticas a otros turoperadores que aguardan por el trámite desde hace varios meses.

La Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC) -adscrita al Departamento del Tesoro- otorgó los permisos a unas 20 firmas, entre ellas Insight Cuba, Friendly Planet, Grand Circle Foundation, Geographic Expeditions y MotoDiscovery, reportaron hoy varios medios de prensa.

Pero todavía mantiene en el limbo a instituciones como Smithsonian Journeys, National Geographic Expeditions, National Trust for Historic Preservation, el Museo Metropolitano de Arte y Austin-Lehman, las cuales pidieron el permiso desde mediados de este año.

La OFAC aprobó esas solicitudes semanas después que numerosas agencias denunciaron que los obstáculos en la tramitación de los documentos provocaron la cancelación de vuelos, despido de empleados y pérdidas financieras.

Según esas compañías, dichas trabas responden al acuerdo de la Casa Blanca con el senador republicano Marco Rubio -conocido por sus posiciones extremistas contra La Habana- para imponerles controles más estrictos, mayor revisión de sus itinerarios y el programa en general.

En mayo pasado, el Departamento del Tesoro redobló la supervisión detallada de las visitas a la isla y anunció que la violación de las restricciones será castigada con multas de 65 mil dólares y hasta la suspensión de licencias.

Esas disposiciones prohíben los paseos por lugares recreativos y las transacciones financieras relacionadas con actividades turísticas.

Además, se aplican a ciudadanos estadounidenses sin vínculos familiares con cubanos y los solicitantes de licencias deben explicar para qué necesitan reunirse con altos funcionarios de la nación antillana.

En enero de 2011, el presidente Barack Obama certificó una relajación relativa en la prohibición de los contactos con Cuba y permitió que compañías aéreas y agencias pudieran organizar viajes a ese territorio caribeño solo con fines culturales y educativos.

Pero las primeras licencias no fueron otorgadas por la OFAC hasta seis meses después y, al mismo tiempo, que la congresista conservadora Ileana Ros-Lehtinen solicitará medidas anticubanas más severas en este acápite legislativo.

Esa postura hostil forma parte del bloqueo económico, financiero y comercial que Estados Unidos aplica contra Cuba por más de medio siglo y con daños superiores a los 975 mil millones de dólares.

La comunidad internacional ha condenado y exigido el levantamiento inmediato de ese cerco durante 20 años consecutivos ante la Asamblea General de la ONU. (PL)