Israel prosigue agresión a Gaza y rechaza propuesta de tregua

Gaza, 31 dic .- Israel mantuvo hoy, por quinto día consecutivo, sus bombardeos contra Gaza, en medio de amenazas de continuar su ofensiva “hasta el final” y después de rechazar una oferta de tregua humanitaria propuesta por Francia.

 Los ataques de este miércoles se combinaron con descargas de misiles por aviones F-16 y disparos desde el mar de navíos de la armada hebrea dirigidos a destruir inmuebles civiles y gubernamentales situados cerca de la costa oeste del enclave.

El asedio militar judío, causante de más de 390 muertos, fue combinado con movimientos de efectivos y vehículos blindados en lo que Tel Aviv declaró “área militar cerrada” en una decena de kilómetros alrededor de la franja.

La zona militar restringida fue extendida en las últimas horas a más regiones fronterizas de las que fueron desalojados civiles y periodistas en una decisión que multiplica la creencia de que en cualquier momento puede desatarse una ofensiva terrestre.

Fuentes del Movimiento de la Resistencia Islámica (Hamas), que mantiene el control de este territorio, informaron que un médico palestino murió hoy cuando la ambulancia en la que viajaba fue alcanzada por un misil israelí.

Testigos precisaron que la aviación destruyó inmuebles habitados por civiles en esta urbe, además de que mantuvo el bombardeo sobre túneles clandestinos en la frontera de Gaza con Egipto que suelen ser usados para pasar mercancías deficitarias debido al bloqueo israelí.

Dentro de la hacinada y derruida ciudad, miles de palestinos sufren el frío con carencias de alimentos, energía eléctrica y servicios esenciales, en tanto los hospitales continúan abarrotados de heridos, que ya suman unos mil 800, según los partes oficiales más recientes.

La ofensiva coincidió con el anuncio de que el gobierno del primer ministro israelí, Ehud Olmert, rechazó una propuesta de tregua humanitaria unilateral por 48 horas que le cursó Francia, en su calidad de presidente de turno, hasta hoy, de la Unión Europea (UE).

Olmert aseguró que la actual ofensiva es la primera de varias etapas y se continuará con los bombardeos para impedir la reorganización de los milicianos islamistas, mientras el vocero del ejecutivo, Mark Regev, señaló que no querían “apósitos”.

Negev defendió la “línea dura” para lo que describió como una solución definitiva –entendido por la aniquilación de Hamas- y, sólo después, Tel Aviv reconsiderará en “condiciones normales” la oferta de cese del fuego de la UE.(PL)