William Shatner, el capitán Kirk de “Star Trek”, se convierte en el terrestre con más edad en ir al espacio (+ Fotos)

El actor de Hollywood William Shatner se convirtió este miércoles en la persona de mayor edad en ir al espacio cuando dio un paseo en la cápsula suborbital Blue Origin.

La cápsula con cuatro pasajeros a bordo, entre ellos William Shatner, aterrizó en el oeste de Texas tras pasar unos minutos en el espacio.

Poco más de tres minutos después de despegar de la base de Blue Origin en Texas, la nave Blue Sheperd superó la llamada Línea Karman, a una altitud de 100 km, que marca el límite del espacio según la convención internacional.

William Shatner se convirtió así, a sus 90 años, en la persona de mayor edad en llegar al espacio.

Shatner, de 90 años y quien interpretó al capitán James T Kirk en las películas y series de televisión “Star Trek” (“Viaje a las estrellas en español”), dijo antes que esperaba ver la Tierra desde una nueva óptica.

“Fue la experiencia más profunda que pude haber imaginado”, dijo un emocionado tras el aterrizaje. “Ver todo azul alrededor y después el negro arribala Madre Tierra y lo desconocido. Fue muy emotivo”.

“Ni siquiera puedo expresarlo”, agregó el actor canadiense. “Sentir cuán vulnerable es todo”.

Su viaje a bordo del sistema de cohetes, desarrollado por el fundador de Amazon, Jeff Bezos, duró unos 10 minutos y 16 segundos.

Shatner experimentó un breve período de ingravidez mientras ascienda a una altitud máxima justo por encima de los 100 kilómetros. También pudo ver la curvatura de la Tierra a través de las grandes ventanas de la cápsula.

A Shatner se le unió en el vuelo Audrey Powers, vicepresidenta de Blue Origin, Chris Boshuizen, cofundador de la empresa de imágenes satelitales Planet; y Glen De Vries, ejecutivo de la corporación francesa de software sanitario Dassault Systèmes.

Se les ha dado un par de días de entrenamiento, aunque no hay nada realmente importante para ellos durante el vuelo que no sea disfrutarlo. El sistema de cohetes y cápsulas, conocido como New Shepard, es completamente automático.

William Shatner ha estado entrenando con Blue Origin. Imagen: Blue Origin.

“La tercera cosa que hace el entrenamiento es enseñar a la tripulación cómo comportarse en Zero G (cero gravedad): cómo moverse por la cabina sin chocar ni golpearse unos a los otros, qué agarraderas usar, el tipo de cosas que pueden esperar y su respuesta a ellas”, explicó el ex astronauta de la NASA.

Este fue el segundo vuelo con tripulación de New Shepard. El primero, llevado a cabo el pasado 20 de julio, llevó a Bezos, a su hermano Mark, al adolescente holandés Oliver Daemen y al famoso aviador Wally Funk.

Funk, de 82 años, pudo reclamar el récord de la persona con mayor edad en el espacio, un título que ahora se le concede a Shatner.

El lanzamiento se produce en medio de afirmaciones de que Blue Origin tiene una cultura laboral tóxica y no cumplió con los protocolos de seguridad adecuados.

Las acusaciones, en su mayoría anónimas hechas por empleados anteriores y actuales, han sido negadas energéticamente.

“Esa no ha sido mi experiencia en Blue”, respondió Audrey Powers, responsable de la misión y de las operaciones del vuelo. “Somos extremadamente minuciosos, desde los primeros días hasta ahora, cuando comenzamos nuestros vuelos con humanos. La seguridad siempre ha sido nuestra principal prioridad”.

Shatner es la primera persona en pasar de la versión del espacio de Star Trek a la realidad, pero tres astronautas de la NASA han hecho el viaje contrario.

El astronauta Mae Jemison apareció en un episodio de la secuela televisiva de “Viaje a las Estrellas: La nueva generación”. Mientras que Mike Fincke y Terry Virts aparecieron en el episodio final de “Enterprise”, la serie precuela de Star Trek.

Caso similar al de Gene Roddenberry, creador de la franquicia, y James Doohan, el actor que interpretó a Montgomery “Scotty” Scott en la serie original de la década de los 60 y películas posteriores. Las cenizas de ambos fueron enviadas al espacio.

Aunque Bezos ha invitado a algunas personas a volar en el New Shepard, usualmente hay que pagar para viajar.

Y mientras que su rival en turismo espacial, Richard Branson, ha puesto un precio al boleto para su avión cohete Virgin Galactic (US$250.000), el fundador de Amazon no revela las tarifas pagadas por personas como Boshuizen y De Vries.

(Tomado de Cubadebate)