China más cerca del taxi volador

Beijing, 27 sep.- Ofrecer un servicio ‘accesible, seguro y rápido’ en distancias cortas será el principio que perseguirá China cuando en 2024 haga realidad el sueño de introducir al sistema de transporte urbano los taxis voladores o eVTOL.

 

Al igual que otras potencias del mundo, el país asiático también apuesta por revolucionar la movilidad aérea de sus ciudades mediante una inventiva solo antes vista en películas de ciencia ficción, y con proyecciones de convertirse en un negocio muy rentable.

Recientemente, China dio un paso más en esta aventura cuando la empresa Shanghai TCab Technology anunció el comienzo de las pruebas de la nave denominada E20, completamente eléctrica, con despegue vertical, espacio para trasladar a cuatro pasajeros y capaz de volar a 260 kilómetros por hora.

El diseño del equipo le permite aterrizar y despegar con facilidad, la velocidad estimada lo hará cinco veces más rápido que los taxis convencionales y la batería se cargará al cien por ciento en solo media hora.

Hasta ahora, la automotriz Geely era la más avanzada en la idea, luego que su filial Wofei Changkong Technology unió fuerzas con la pionera alemana Volocopter para llevar a los cielos el novedoso medio de transporte.

Aunque todavía el Gobierno no aprobó leyes específicas sobre las operaciones en esta industria, provincias como Hunan, Anhui, Jiangxi y Zhejiang se vislumbran como posibles líderes, favorecidas con incentivos de desarrollo y construcción de infraestructuras para lo que podría convertirse en turismo de ‘baja altitud’.

De acuerdo con Jiang Jun, directivo de TCab Technology, su firma y la Administración de Aviación Civil buscan referencias en las regulaciones extranjeras acerca del uso de los eVTOL para conformar el respectivo certificado.

Jiang Jun augura con optimismo una alta demanda del servicio, e indicó que los clientes podrían ser empresarios, invitados a eventos especiales o ciudadanos comunes con necesidad de llegar pronto a cualquier sitio.

Según las estadísticas, el mercado actual de los eVTOL es de apenas un millón de dólares porque la mayoría de los proyectos aún están en desarrollo, pero podrían alcanzar los 524 millones en 2025 y los 1 900 millones en 2035.

El enorme potencial del mercado hizo que grandes marcas como Toyota, Uber, Hyundai, Airbus y Boeing se comprometieran a crear nuevos modelos en los próximos años.

De hecho, un estudio internacional prevé que este transporte eléctrico se expandirá anualmente en promedio 46 por ciento y hacia 2040 habrán más de 430 mil unidades en funcionamiento.

(Prensa Latina)