China invierte 40 mil millones de dólares en ciudades inteligentes

Beijing, 16 jul .-China apuesta por la construcción de ciudades inteligentes e invertirá cerca de 40 mil millones dólares en un proyecto hasta 2023 para la edificación de esas urbes basadas en la innovación, señala una fuente especializada.

 

De acuerdo con un informe de la Corporación Internacional de Datos (CID), el gasto en la trasformación de ciudades tradicionales a emporios tecnológicos de la nación asiática superará los 38 mil 920 millones de dólares para 2023.

China atribuye gran importancia esa rama y dedica recurso para apoyar el desarrollo en esas metrópolis basadas en tecnologías emergentes, como la internet de las cosas, sistemas de macrodatos y la inteligencia artificial, asegura el documento.

Las grandes urbes como Beijing, Shanghái y Hangzhou lideran el despliegue de ese campo en el gigante asiático, pero uno de los principales objetivos de las autoridades chinas es extender ese modelo a todo el territorio nacional, precisa el reporte.

Entre los sectores priorizados para la construcción de ciudades inteligentes se encuentra los proyectos de infraestructuras y de energías resilientes, la seguridad pública con el apoyo de datos y el transporte inteligente.

Son precisamente esas áreas las que captarán más de la mitad del gasto durante el período 2019-2023, señala el informe.

Según el ranking global de ciudades inteligentes, actualmente hay en el mundo más de mil urbes de ese tipo en construcción y China es el país con mayor cantidad.

La lista comprende aquellos sitios que disponen de una red integrada de tecnologías como el aparcamiento inteligente, el peaje inteligente, así como total cobertura de red de fibra óptica y ecosistemas de macrodatos vinculados a la gobernanza electrónica, gestión urbana y la operatividad económica.

Desde la creación del primer grupo de ciudades piloto hasta 2017, un total de 500 ciudades chinas habían asumido la meta de convertirse en inteligentes.

Uno de los ejemplos más significativos es Hangzhou, una capital provincial en el este de China con más de nueve millones de habitantes que cuenta con un sistema de control de tráfico basado en inteligencia artificial y algoritmos capaces de controlar más de un centenar de semáforos, monitorear los atascos, detectar accidentes y notificar sobre incidentes a la policía. (Prensa Latina)