Delegados e invitados a Globalización 2009 por causa de los Cinco

Como un acontecimiento histórico y sin precedentes calificó el abogado estadounidense Leonard Weinglass la presentación, este 6 de marzo en Washington, de 12 Amigos (amicus) de la Corte que instan a la Corte Suprema de Estados Unidos a la revisión del caso de los Cinco antiterroristas cubanos, encarcelados en ese país hace más de diez años.

Se ha producido así la reunión más amplia de funcionarios internacionales, legisladores, intelectuales, abogados y organizaciones que como nunca antes se habían dirigido a esa máxima instancia judicial, precisó Weinglass, ante Ricardo Alarcón, presidente de la Asamblea Nacional; familiares de los Cinco y los asistentes al XI Encuentro Internacional de Economistas sobre Globalización y Problemas del Desarrollo.

La opinión mundial se ha levantado —dijo— en la forma de documentos legales, formales, conminando a terminar este relato trágico y al restablecimiento de los derechos de esos hombres.

Posteriormente, la senadora mexicana Yeidckol Polevnsky, quien envió un mensaje de saludo al inspirador de estas reuniones, el Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, hizo entrega a Alarcón del amicus del Senado de su país solicitando que el caso de los antiterroristas cubanos sea revisado en la Corte Suprema y leyó la carta que, a nombre de los participantes en esta cita, será enviada al presidente de EE.UU., Barack Obama, exigiendo el cese del bloqueo contra Cuba y la libertad para los Cinco.

En su última jornada expusieron, entre otros, Robert Engle, Premio Nobel de Economía 2003; Pablo González Casanova, de México, y Atilio Borón, de Argentina, y Oscar René Vargas, representante de Miguel D’Escoto, presidente de la Asamblea General de la ONU.

La sesión de clausura estuvo presidida por Marino Murillo, vicepresidente del Consejo de Ministros y titular de Economía y Planificación; Lina Peraza y Gladys Bejerano, ministras de Finanzas y Precios, y Auditoría y Control, respectivamente, y Francisco Soberón, ministro presidente del Banco Central de Cuba.

(Tomado de Granma)