Diversas manifestaciones artísticas convergen en Bienal de La Habana

La Habana, 3 may .- A tres semanas de iniciada la XIII Bienal de La Habana constituye un acontecimiento social, el cual se nutre de las diversas manifestaciones y trasciende las artes plásticas como eje central.

 

Teatro, danza, música, audiovisuales, fotografía, literatura, artesanías y diseño se entrelazan en esta bienal en una simbiosis creativa que, sin lugar a dudas, ha elevado la calidad de la cita y logrado atraer a mayor cantidad de público, resaltó la presidenta de la bienal, Norma Rodríguez Derivet.

La música, por ejemplo, ha sido un aliado importantísimo desde el inicio, con las presentaciones de artistas como José María Vitier, David Torrens, Ivette Cepeda, Brenda Navarrete, William Roblejo, Roberto ‘Cucurucho’ Valdés, Isaac Delgado, Descemer Bueno, Tania Pantoja y Tony Ávila.

Asímismo el audiovisual ha formado parte de disímiles exposiciones como la vídeoproyección estereofónica de la mexicana Tania Candiani, titulada Del sonido de la labor: Cantos de Trabajo, en el Centro de Arte Contemporáneo Wifredo Lam; o el proyecto Sitio en Construcción, de Moisés Finalé, en el cual el vídeo documenta el proceso creativo.

En tal sentido destaca el festival de Videoarte de la ciudad de Camagüey, uno de las actividades colaterales de la bienal y una muestra del alcance de la muestra más allá de la capital cubana, donde resalta también Pinar del Río, Matanzas, Cienfuegos y Sancti Spíritus.

‘La bienal parece indetenible, en esta ocasión la idea de multiplicarla, se ha logrado y se ha extendido a varias provincias del país como una muestra de la diversidad creativa que existe en toda la geografía nacional con propuestas atractivas y de muy buena calidad’, declaró Rodríguez Derivet.

Cada fin de semana llegan al malecón habanero los performance de Jorge Otero los cuales se nutren de varias manifestaciones en especial la música, mientras otras iniciativas transforman espacios públicos en grandes corredores artísticos, transforman el entorno urbano e invitan a dialogar a través del arte.

La bienal sirve de escenario a especialistas que analizan nuevas formas de construir lo posible a través de sus obras, a los creadores quienes muestran hasta dónde puede llegar la imaginación y al público el cual dialoga con ese arte cuestionador, inquietante, renovador y atrayente.