Alfabetizados aborígenes de Australia con método cubano

La Habana, 22 abr. -La aplicación en Australia de la segunda fase del método de alfabetización para jóvenes y adultos “Yo, sí puedo”, de Cuba, comenzará el mes próximo, tras emplearse exitosamente entre aborígenes, anunció el Ministerio de Educación (MINED) de la Isla Caribeña.

Lissette Sánchez, especialista de Colaboración Internacional con Países Desarrollados y Organismos Multilaterales, del MINED, explicó a la AIN que en 2012 esa experiencia tuvo un primer momento de puesta en práctica en territorio australiano, cuyos resultados fueron expuestos en el Congreso Internacional Pedagogía 2013.

En la nueva fase tendremos en cuenta limitaciones socioculturales de estas comunidades, donde persiste la discriminación a la mujer o no se prioriza la instrucción, por lo que debemos educar en muchos sentidos, apuntó la funcionaria.

José Ricardo del Real, especialista del Instituto Pedagógico Latinoamericano y Caribeño, comentó a la AIN que la iniciativa de desarrollar este programa en Australia partió de la Universidad de Nueva Inglaterra, del estado de Aberdale, que solicitó ayuda a los colaboradores cubanos.

Este método no se aplica solo a través de campañas nacionales, sino que un gobierno provincial, municipal o incluso una organización no gubernamental pueden pedir al MINED el envío de maestros y videoclases, especificó.

Hay algunas experiencias -como la de Ecuador- que nacen a nivel local y posteriormente se convierten en un plan del Estado, abundó.

Sánchez remarcó que, en el caso de Australia, la intención también es llevar el “Yes, I can” (como se nombra en inglés) a escala nacional, para lo cual se han dado pasos.

Este segundo momento que comenzará en mayo, en el que llegaremos a tres comunidades más, nos debe ofrecer el sustento metodológico necesario para que el Gobierno australiano evalúe el tema en junio de 2014 y valore la posibilidad de llevar el programa a todos los poblados aborígenes del país, destacó.

Según datos ofrecidos por Del Real, el método “Yo, sí puedo” ha alfabetizado ya a más de siete millones de personas en lengua española, inglesa, portuguesa y francesa, e incluso cuenta con contextualizaciones al aymara, quechua, creole y swahili.

Puntualizó que más de un millón de alumnos lo emplea actualmente. (AIN)