Tercer lugar para saltador Massó en final de la Liga del Diamante

La Habana.- EL TERCER puesto de Maykel Massó en el salto de longitud resultó lo más sobresaliente para Cuba en la final de la Liga del Diamante Wanda 2022, que durante dos fechas se vivió en la urbe suiza de Zúrich.

El medallista de bronce en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 solo ejecutó un par de saltos con registros de 8,05 y 8,01 metros. Luego renunció a los siguientes cuatro sin que hasta el momento hayan trascendido los motivos.

Por delante del santiaguero se situaron el griego Miltiadis Tentoglou y el estadounidense Marquis Dendy, quienes se enfrascaron en una disputa con suspense hasta el final de la competencia.

Dendy había tomado la delantera durante las cuatro rondas iniciales con brinco de 8,16 metros. Sin embargo, el orgullo “herido” hizo responder al helénico, campeón olímpico de Tokio 2020, con un quinto intento de 8,33. Para no dejar margen a las dudas, remató la faena con definitivo estirón hasta los 8,42.

También hubo presencia cubana en el triple salto para hombres, pero desafortunadamente Lázaro Martínez no enseñó su mejor cara y llegó hasta unos 16,75 metros que le dejaron en el sexto y último puesto.

El evento lo dominó, con marca personal de 17,70, el también cubano Andy Díaz, quien ya no representa a la federación de atletismo de la Isla.

En prueba femenina no hubo casualidades con la venezolana Yulimar Rojas, otra vez la única capaz de sobrepasar los 15 metros. En su segundo intento clavó los pinchos a 15,28 de la tabla para dejar como escoltas a la ucraniana Maryna Bekh-Romanchuk (14,96) y la jamaicana Shanieka Ricketts (14,85).

Latinoamérica festejó además en los 400 metros para damas, ganados por la dominicana Marileidy Paulino con récord nacional de 48.99 segundos, que además pasaron al tope del ranking de la temporada.

En la pértiga para hombres, el “fenómeno” sueco Armand Duplantis volvió a plantar bandera en lo más alto con plusmarca para el mitin de 6,07 metros.

En los 100 metros, la jamaicana Shelly-Ann Fraser-Pryce siguió haciendo historia con fabuloso tiempo de 10.65 segundos. La campeona mundial de Oregón 2022 ganó el quinto diamante de su exitosa trayectoria y se convirtió en la primera mujer capaz de rebajar los 10.70 segundos en más de una ocasión durante una misma campaña.

Con plusmarca para la competencia se impuso la nigeriana Tobi Amusan en los 100 metros con vallas. Registro de 12.29 segundos cerró el prestigioso circuito para una mujer que asombró a todos en julio pasado con impresionante récord del mundo.

En esa prueba la puertorriqueña Jasmine Camacho-Quinn, reina olímpica en Tokio 2020, se quedó fuera del podio, pues sus 12.49 segundos apenas le alcanzaron para una cuarta plaza.

Para el noruego Jakob Ingebrigtsen (3:29.02 minutos) fue la gema reservada a los especialistas de los mil 500 metros; la neerlandesa Femke Bol (53.03 segundos) ganó los 400 con vallas y el estadounidense Trayvon Bromell fue el hombre más rápido de los 100 metros con 9.94 segundos.

La cita en el estadio Letzigrund puso fin al prestigioso circuito en la actual temporada. Todos los ganadores aseguraron su presencia en el Campeonato Mundial de Atletismo de Budapest 2023, que repartirá los primeros cupos para los Juegos Olímpicos de París 2024.

(Tomado de Jit)