Efectúan acto provincial en el histórico Mausoleo de Pino Tres

Santa Cruz del Sur, 29 sep .- En horas de la mañana de este domingo se efectuó el acto provincial por el aniversario 57 de la Emboscada y Masacre de Pino Tres, comunidad rural donde entre mármoles verdes, silencio respetuoso y dignidad patriótica se erige un mausoleo a tres kilómetros del poblado Haití, perteneciente a Santa Cruz del Sur.

Imágenes en Facebook

Allí en el monumento se guarda la memoria sagrada y descansan los restos de los 33 combatientes de la Columna rebelde número 11 “Cándido González”, 22 de ellos caídos en combate y 11 capturados heridos por las fuerzas de la tiranía, los que fueron masacrados el propio 27 de septiembre de 1958, fecha del revés.

Casi con la salida del sol Orlando Mora Montenegro, Luis Portales Milanés y Homero Monteagudo Yero, sobrevivientes del hecho, colocaron una ofrenda floral ante la tarja que recuerda a sus camaradas asesinados. Habían sido atendidos en el hospital del otrora central Macareño (hoy Haití), pero la furia malévola del ejército hostil les aniquilo sus cuerpos, no así las ideas revolucionarias.

Durante la memorable jornada un grupo de trabajadores destacados en la producción y los servicios recibieron el carné de militantes del Partido Comunista de Cuba (PCC). Seguidamente Maritza Soca Lorenzo y José Agüero Fajardo, se convirtieron en los nuevos miembros de la Asociación Nacional de Combatientes de la Revolución Cubana (ANCRC) en la localidad.

En representación de los jóvenes santacruceños la educadora Aloima Torriente Jackson, recordó la muerte de esos valientes hombres: llenos de juventud en su inmensa mayoría. “La traición los dejó sin existencia, pero su espíritu de lucha lo hemos heredado. El destino de Cuba, puntualizó, cambió hace más de medio siglo con todos y para el bien de todos”.

“Estamos llamados a seguir su eterno ejemplo en este camino lleno de inteligentes transformaciones. Así como Fidel no dejó morir al Apóstol en el año de su centenario, nosotros no dejaremos caer la bandera de la estrella solitaria”, concluyó.

La cultura como espada y escudo de la nación cubana estuvo personificada por instructores de arte y bisoños artistas del movimiento de aficionados Un sexteto de declamadoras recitó la poesía Homenaje a los mártires, el dúo conformado por Meibi Ramos y Jorge Luis Guerra interpretó Por qué cantamos. Más adelante el grupo de danza Imagen dedicó la coreografía A los héroes.

“Recordamos un hecho sin precedentes por la necesaria liberación e independencia de la nación. Fue una emboscada llena de alevosía y venganza, confirmándose lo que era capaz un gobierno que sólo apoyaba los intereses imperialistas”, manifestó en las palabras centrales Rolando Esquivel García, primer secretario del PCC, aquí.

“Fue una adversidad en el suelo camagüeyano durante la última etapa de la lucha del ejército rebelde. El jefe de la Columna 11 Jaime Vega no cumplió las ordenanzas orientadas por el propio Comandante en Jefe Fidel Castro. Tras el paso en días recientes de las Columnas guiadas por Camilo y el Che, el enemigo estaba sobre aviso”.

Al conocer tal acontecimiento el máximo líder histórico se preguntaba: “Qué sentido tiene asesinar a prisioneros indefensos, cuando el ejército sabe que tiene la guerra perdida Ninguno de sus asesinos escapará de la justicia revolucionaria”, fin de la cita. “Hoy renovamos el compromiso con los familiares de nuestros mártires de seguir defendiendo la Revolución. Perpetuaremos por siempre la audacia y el valor por ellos demostrados”.

Esquivel exhortó a trabajar con ejemplo personal, disciplina, sentido de pertenencia ante las tareas propuestas como saludo al Vll Congreso del PCC; a transmitir valores y virtudes morales en los niños, adolescentes y jóvenes. “Preservemos las conquistas del socialismo”.

Se encontraban, además, Omar Pimentel López, presidente de la Asamblea Municipal del Poder Popular, Ernesto Navaja Ramos, presidente de la ANCRC, miembros del Buró del PCC, la Unión de Jóvenes Comunistas (UJC), ex combatientes de la Revolución cubana, representantes de las organizaciones de masas, el Ministerio del Interior (MININT) y las Fuerzas Armadas Revolucionarias (FAR) a este nivelad, así como sobrevivientes de la emboscada de Pino Tres y familiares de los caídos en el triste acontecimiento.