Francia apuesta por la defensa del medioambiente

París, 29 nov. -El gobierno francés anunció la puesta en práctica de medidas para contribuir a la lucha mundial contra el cambio climático durante la tercera conferencia nacional sobre el medioambiente, celebrada en la semana que finaliza hoy.

El evento reunió en el Palacio del Elíseo a cientos de representantes de partidos políticos, organizaciones sociales y funcionarios públicos.

Durante la inauguración del encuentro el presidente François Hollande informó la creación de un fondo dotado con mil 500 millones de euros destinados a financiar planes de organismos territoriales o empresas sobre desarrollo sostenible.

El mandatario también dijo que se suspenderán las ayudas del Estado a los programas vinculados con el carbón, considerado como una de las fuentes energéticas más contaminantes.

Organizaciones ecologistas, entre ellas el Fondo Mundial para la Naturaleza y France Nature Environnement, saludaron estas iniciativas y pidieron aplicarlas lo más rápido posible.

Mientras, el primer ministro Manuel Valls dijo en la clausura de la conferencia que se dará marcha atrás a los privilegios concedidos durante años a los vehículos equipados con motores diesel, responsables de la polución en las ciudades.

La reunión estuvo marcada por tensiones en torno al rechazo a varios proyectos gubernamentales, como el aeropuerto de Notre-Dame-des-Landes y la represa de Sivens, donde murió un joven por la explosión de una granada lanzada por la policía durante una protesta.

Vecinos de esas regiones y agrupaciones ambientalistas afirman que estas construcciones afectarán zonas ricas en biodiversidad donde habitan numerosas especies protegidas.

Uno de los puntos fuertes de la cita fue la preparación de la Cumbre de la ONU sobre el clima, programada para realizarse en París en diciembre de 2015.

Hollande llamó a la unidad de todas las fuerzas políticas y ecologistas del país para garantizar el éxito de esa reunión, de la cual se espera un acuerdo vinculante destinado a reducir la emisión de gases de efecto invernadero y frenar el calentamiento global.

Según el mandatario ahora existen mejores condiciones para lograr ese compromiso porque muchos gobiernos que antes eran escépticos constataron ya que el cambio climático no es una hipótesis sino una realidad.(PL)