Evo Morales defiende liberación continental con integración

La Habana, 28 ene. -El presidente de Bolivia, Evo Morales, abogó hoy aquí por impulsar una verdadera integración de Latinoamérica y el Caribe, con integración, y manifestó su esperanza de solucionar por vía pacífica contenciosos históricos con Chile.

El sueño de Fidel Castro, de su gobierno, de su pueblo, ha sido cumplido, y es la liberación de América Latina y el Caribe, pero con integración, expresó el mandatario en rueda de prensa ofrecida al amanecer de este martes previo al inicio de la II cumbre de la Celac.

Morales, quien estuvo acompañado de su canciller, David Choquehuanca, asiste en La Habana a la II reunión de jefes de Estado y de Gobierno de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac), que sesiona hoy y mañana.

Al defender la integración como vía para consolidar la unidad regional, el gobernante suramericano rindió tributo al fallecido presidente venezolano Hugo Chávez. "Siento que llega la liberación de los pueblos", apostilló.

Mencionó la inauguración ayer de la primera parte de la terminal de contenedores del puerto cubano del Mariel, cuya ejecución está a cargo de empresas de Brasil, como expresión de cooperación y solidaridad entre las naciones latinoamericanas y caribeñas.

En ese sentido, citó palabras de la presidenta brasileña, Dilma Rousseff, quien calificó ese proyecto parte de la solidaridad y complementaridad como pueblos de América Latina y el Caribe.

"Son grandes proyectos con participación de nuestras empresas y gobiernos, inversiones compartidas, promoción del comercio justo para nuestros pueblos y hoy la región, independientemente de la liberación política, impulsa el comercio, la liberación social y cultural", dijo.

Respecto al diferendo con Chile, por el reclamo boliviano de una salida al mar (océano Pacífico), Morales señaló que su país busca justicia "después de tantos años de enclaustramiento", y rememoró un viaje suyo y de sus compañeros a Perú en 1989.

Ese sentimiento es el del pueblo boliviano y por eso no pierdo la esperanza de que antes de llegar a los tribunales seamos capaces de resolver (el litigio territorial), agregó.

Recalcó que el chileno y el boliviano son pueblos vecinos, hermanos, con la misma identidad y "no podemos vivir eternamente enfrentados, con desconfianza, sin embajadores".

Al ser preguntado sobre las expectativas de un entendimiento con la ahora presidenta electa chilena, Michelle Bachelet, Morales afirmó que los pueblos de ambos países "desean que trabajemos unidos como presidentes para resolver los problemas".

Sin embargo, lamentó que con Chile "todavía tenemos muchos temas pendientes", y denunció que durante más de 100 años el país vecino ha hecho un uso arbitrario y abusivo de aguas del manantial de Silala, del cual se surte de agua, aunque nace en territorio boliviano.

Además, deploró que en días recientes se produjo un bloqueo en el puerto de Iquique que, aunque descartó que haya sido intencional, costó unos 35 millones de dólares a la parte boliviana.

Esperamos que ese tema sea superado. No pierdo la esperanza de gobierno a gobierno, de poder avanzar en soluciones que permitan dar confianza a países, a estados, a pueblos.(PL)