Semana clave para la Unión Europea

Semana clave para la Unión Europea Bruselas, 25 jun . – Los líderes de la Unión Europea (UE) se reunirán esta semana aquí para buscar respuestas a la crisis de la deuda en la Eurozona que llevó a Grecia al borde de la bancarrota y amenaza a España.

Previo a la cumbre del 28 y 29 de junio, el presidente francés, François Hollande, y la canciller federal alemana, Ángela Merkel, mantendrán un encuentro en París, donde tratarán de limar sus divergencias de cara a la cita cimera, considerada clave para la moneda común.

Uno de los temas que se analizarán en la cumbre es la creación de un paquete financiero con el equivalente del uno por ciento del Producto Interno Bruto europeo para estimular el crecimiento de la economía.

Esto significa un fondo de unos 130 mil millones de euros destinados a este propósito, que es uno de los ejes fundamentales de las propuestas hechas por el presidente francés a sus homólogos de la UE.

En el encuentro los líderes del bloque examinarán también medidas específicas para la unión bancaria y una mayor integración fiscal, según un documento publicado por la prensa.

Aunque Grecia será uno de los temas centrales de la cumbre, el nuevo primer ministro, Antonis Samaras, y el titular de Finanzas, Vassilis Rapanos, no asistirán por presentar problemas de salud.

El ministro de Relaciones Exteriores, Dimitris Avramapoulos, y el saliente titular de Finanzas, George Zanias, serán los representantes de Atenas en esa reunión, en la que pedirán una flexibilización de las condiciones de los programas de rescate.

En la cita los jefes de Estado y de gobierno intentarán enviar un mensaje a los mercados de que están unidos y decididos a hacer todo lo posible para restaurar la confianza en el euro, dijeron analistas.

Sin embargo, existen divergencias notables sobre las formas de enfrentar los problemas financieros. Alemania apuesta por la austeridad y el rigor presupuestario para atajar la crisis, mientras que Francia aboga por el crecimiento.

De momento está descartada la creación de los eurobonos, una vía planteada por París para ayudar a los países en problemas, a la cual se opone Berlín.(PL)