Área protegida más elevada de Cuba

Sin dudas, el área protegida más elevada de Cuba es el Parque Nacional Turquino, situado hacia el centro Oeste de la Sierra Maestra, ese ajiaco natural de leyendas, historias, paisajes y singularidades de la flora y la fauna. Según una resolución del Comité Ejecutivo del Consejo de Ministros, la reserva comprende  23 mil 210 hectáreas de los municipios de Bartolomé Masó y Buey Arriba, en la provincia de Granma, y de Guamá, en Santiago de Cuba.

Tiene las tres mayores elevaciones del país: Pico Real del Turquino, con mil 974 metros sobre el nivel del mar, Pico Cuba (mil 872) y Pico Suecia (mil 734), junto a sitios  históricos, como La Plata, donde Fidel Castro estableció en 1958 la Comandancia General del Ejército Rebelde.
     
En el  “techo de Cuba” hay, desde 1953, un busto del Héroe Nacional José Martí, colocado allí por patriotas como la heroína Celia Sánchez Manduley y su padre, el doctor Manuel Sánchez Silveira.

Varios puntos del Parque Nacional fueron escenarios de combates en 1957 y 1958, entre ellos Purialón, Llanos del Infierno, Santo Domingo y Pueblo Nuevo.

Las riquezas de la abrupta geografía incluyen 26 especies vegetales exclusivas de la comarca y 100 que solo existen en la Sierra Maestra, además de una decena de anfibios, 30 de reptiles, 60 de aves y 15 de mamíferos.
     
Se trata del grupo orográfico cubano de mayor elevación, exhibe un microclima característico y constituye la zona con el más alto promedio anual de precipitaciones, entre mil 500 y mil 700 milímetros.

Uno de los principales asentamientos humanos de la comarca es Santo Domingo, escenario de inolvidables hazañas del Ejército Rebelde en 1958, y hoy asiento de una acogedora villa turística.

Otros caseríos notables son La Platica, La Jeringa, Jiménez, Pueblo Nuevo y Las Cuevas.

Los lugares más solicitados por cubanos y extranjeros son el Pico Real del Turquino, que tiene la primacía entre las alturas de la Isla, y La Plata, donde un atractivo museo guarda huellas de héroes como Fidel Castro, Ernesto Che Guevara, Camilo Cienfuegos, Celia Sánchez y otros.

Lluvias frecuentes, montañas retadoras, enigmáticos paisajes, bosques vírgenes e historias hermosísimas, esperan al visitante en el Parque Nacional Turquino. (Por Martín Corona Jerez, AIN)