Informatización de la sociedad cubana por el desarrollo inclusivo

La informatización de la sociedad cubana avanza y se encuentra hoy en fase de perfeccionamiento de un proceso coherente, que demuestra la voluntad política del país por acercar cada vez más las nuevas tecnologías a la población como un espacio de aprendizaje y  desarrollo inclusivo.

Refrendado en los Lineamientos de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución, los avances de la conectividad en Cuba se han orientado a la creación de capacidades en la infraestructura de las Telecomunicaciones, en función de potenciar la conectividad social y desarrollar la gestión automatizada de sectores estratégicos de la economía.

Un papel importante lo desempeña la Empresa de Aplicaciones Informáticas (DESOFT), con la creación e implementación de software que dotan al sistema empresarial del archipiélago de autonomía, en función de potenciar el desarrollo de la gestión automatizada.

Salud Pública es uno de los sectores que avanza en la informatización; hay hospitales que tienen ya los archivos de historia clínica en formato digital, se lleva a cabo la interconexión de la red de farmacias del país y los bancos de sangre, y el portal InfoMED del Ministerio del ramo destaca por abrir espacios de colaboración y aprendizaje a través de la Universidad Virtual de Salud, soporte para el desarrollo de las actividades docentes a distancia.

Caracterizados por la vocación humanista de la Revolución, todos los centros de enseñanza del país usan las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) como apoyo a los programas docente-educativos, junto a televisores y videos, lo cual beneficia a alrededor de tres millones de estudiantes y a las casi diez mil escuelas existentes en la Isla, donde se incrementa la conectividad para gestionar conocimientos.

A pesar del despiadado e injusto bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por los Estados Unidos, que impide que el ancho de banda en la red sea mayor y provoca los elevados costos de acceso, el Gobierno revolucionario ha realizado inversiones para modernizar  los servicios de telefonía móvil e Internet, y mejorar  las  posibilidades de conectividad a través de medios informáticos como celulares, tabletas y computadoras portátiles.

Por citar un ejemplo, la filial  de la Empresa de Telecomunicaciones de Cuba (ETECSA) en la provincia de Camagüey ha ubicado más de 40 salas de navegación en sus dependencias municipales y  en algunos Joven Clubes de Computación y Electrónica, acción que permite a las personas usar todas esas tecnologías para gestionar conocimientos y elevar su cultura general integral.

También la ubicación de áreas WiFi —mecanismo de conexión de dispositivos electrónicos de forma inalámbrica—, situadas en parques y zonas urbanas de alta afluencia pública en todo el país, desde donde se puede consultar el correo o charlar con familiares y amigos.

En la implementación de la informatización de la sociedad cubana, la Revolución cubana ha tenido que enfrentar las limitaciones que impone el del cerco económico y los ataques de elementos servirles al Gobierno de Estados Unidos, aferrados a emplear las TIC para subvertir e intentar cambiar nuestro sistema político; pero los cubanos, en cambio, seguimos adelante,  utilizando esos medios en pro del desarrollo integral de una sociedad que no renuncia a la defensa del rumbo socialista elegido por la mayoría. (Imagen: Archivo)