Alianza de universidades y empresas cubanas impactan en taller internacional

La Habana, 10 dic .-Fortalecer la alianza universidad-empresa para la aplicación del conocimiento y elevar el impacto del sector productivo en el desarrollo económico del país es hoy una de las prioridades del VII Taller internacional Cuba Fotovoltaica.

En conversación con Prensa latina la vicerrectora de la Universidad de la Habana (UH), Vilma Hidalgo, destacó la importancia del encuentro para afianzar esos vinculos, y una muestra de ello es la creación de un laboratorio conjunto entre el Ministerio de Energía y Minas, la Empresa Eléctrica y centro de estudios.

Explica que el laboratorio servirá para desarrollar investigaciones científicas en el área de energías renovables funfamentalmente fotovoltaica y para generar una serie de servicios indispensables que permitan alcanzar el objetivo previsto en la penetración del combustible solar en la red eléctrica del país.

Hidalgo añadió que este tipo de intercambio también se desarrolla con la agricultura y la biomédica, como perfiles más importantes de la UH para construir y configurar a través de estas prácticas un modelo funcional acorde a los objetivos estratégicos de la isla antillana.

Resaltó la necesidad de avanzar para determinar los mejores diseños en los mecanismos económicos regulatorios a fin de favorecer la articulación con el sector productivo.

Sobre el laboratorio la directora del Instituto de Ciencia y Tecnoloía de Materiales (IMRE) en la UH, Nancy Martínez, explicó que uno de los instrumentos más importantes para acercarse al sector productivo es crear de conjunto el centro que se inaugurará en enero en ocasión del 290 aniversario de la fundación de la universidad.

Entre sus funciones se encuentra, por supuesto, la investigación, y la capacitación y de este modo contribuir a la transmisión de conocimientos desde la universidad al sector empresarial.

En ese sentido, tienen previsto crear aula solar y pretenden convertirla en un centro de estudios nacional y regional de la energía fotovoltaica, aunque resaltó que ya desde 2016 iniciaron un diplomado dirigido hacia las industrias cubanas vinculadas a las energías renovables, acotó.

Sobre el taller refiere que taller enlaza todas esas cuestiones y recordó que inicialmente funcionaban casi como escuelas nacionales pero con el transcurso de los años y los vinculos entre la investigación y la base productiva los resultados son mejores.

En el encuentro participan representantes de Estados Unidos, México, Dinamarca, y Alemania naciones con las cuales mantienen una colaboración internacional ycomo soporte para los diferentes proyectos con la capacitación al potencial humano del laboratorio.

Entre los temas de interés para el desarrollo de la FV en Cuba se debatieron el uso de inversores en los sistemas FV, la influencia del paso de una nube sobre un parque FV aislado, proyección de un parque conectado a la red, energía solar para potabilización del agua y el estudio de coeficientes de presión en paneles solares frente a la acción del viento.

(PL)