Santa Cruz del Sur no olvida a las telefonistas del 32

Santa Cruz del Sur no olvida a las telefonistas del 32. Tarja dedicada a las mismasEran las dos con 30 minutos, la hora pactada, y aunque alrededor el movimiento continuaba, el tiempo se detuvo en el parque central de Santa Cruz del Sur. A pocos pasos del lugar un hombre se fuma un cigarro y un pájaro alza su vuelo. El sol rajaba piedras, como casi siempre.

De momento todo cambió…cuando mencionaron los nombres de Rosa Torres Acosta, Zoila y Clotilde Ponce de León, la quietud invadió el lugar, y por un instante sólo se escuchó el ruido de los autos que por allí transitaban. Quizás esos nombres no le digan nada por sí solos, pero forman parte de la historia local, ellas eran las telefonistas del 32.

Los 15 alumnos del preuniversitario Henry Reeve, agrupados en un círculo, mostraron interés por la historia de las tres operadoras que murieron aquel fatídico 9 de noviembre, por causa de un terrible ciclón que azotó con fuerza el sur de Camagüey.

Las palabras de Blanca Rosa Guevara Alcalá, trabajadora del Museo Municipal, causaron efecto en varios de los presentes en la actividad, quienes se acercaron a la tarja y leyeron detenidamente las palabras.

A 80 años del hecho, la historia de estas heroínas, que prefirieron morir ahogadas antes que abandonar su puesto de trabajo, forma parte de la idiosincrasia de los hombres y mujeres de Santa Cruz, pues ¿quién no la conoce? La vida pasada constituye la matriz de toda vida presente, y aunque no se puedan captar a plenitud los detalles, siempre se debe hacer “honor a quien honor merece”. (Edel Blanco Duarte/ Radio Santa Cruz)