Desarrollan acciones para preservar la grulla cubana

Desarrollan acciones para preservar la grulla cubana Ciego de Avila, Cuba, 17 feb .-Como vía para proteger a la grulla cubana, considerada una de las aves más antiguas de las que pueblan el continente americano, se desarrollan en esta provincia acciones encaminadas a su preservación.

Lo que ha sido denominado como Festival de la grulla, ya en su sexta edición, que se extenderá hasta el 20 de febrero, incluye conteos de ejemplares y actividades de educación ambiental en comunidades y escuelas cercanas al área protegida El Venero, donde habita la segunda mayor población de grulla en Cuba.

Irael Ruiz, especialista de la Empresa para la Conservación de la Flora y la Fauna en la zona, señaló a Prensa Latina que durante estos días se realizarán concursos de dibujos y jornadas científicas con niños y jóvenes de los círculos de interés para el cuidado de la Naturaleza.

Resaltó que el objetivo es inculcar a las nuevas generaciones la importancia de cuidar y preservar a esa especie de ave endémica de la Isla y en peligro de extinción.

Los conteos se efectuarán simultáneos en todos los puntos potenciales donde se observe o escuche a los animales, fundamentalmente en la parte noreste del Gran Humedal Norte de Ciego de Avila, donde está su mayor presencia, apuntó.

Explicó que se estimará el tamaño de las colonias para comprobar si la población aumenta, disminuye o se mantiene estable, respecto a las anteriores pesquizas.

En el muestreo del 2011 se corroboró la existencia de entre 180 a 187 ejemplares juntos, algo poco usual en estas aves, pues sus costumbres poco gregarias hacen que vivan en solitario, o en pequeños grupos.

En esa ocasión, dijo Ruiz, la mayor población de grullas en la región se encontró en el Venero, importante área protegida y refugio de fauna dentro del humedal.

La grulla, conocida científicamente como Grus Canadiense, es el ave silvestre de mayor tamaño en la Isla.

Las peculiaridades de su reproducción y la caza indiscriminada que padece, la convierten en una especie amenazada, de ahí la importancia de proteger su entorno y estimular el crecimiento de sus reducidas colonias.

En Cuba también se observan estos animales en las provincias de Sancti Spíritus, Camagüey y Pinar del Río, en escasos grupos, mientras en la Isla de la Juventud se concentra la mayor población.(PL)