Maferefún Wemilere

Maferefún WemilereServicio especial de la AIN, 3 may. -Los amantes de la cultura Yoruba en Cuba estarán de plácemes desde el 24 y hasta el 27 de mayo de este año cuando, por vigésima primera ocasión, vea la luz el Festival de las Raíces Africanas en la Isla (Wemilere), en el municipio capitalino de Guanabacoa.
  
El pasado año,  la festividad rebasó los marcos locales y se insertó en otro barrio habanero conocido también por ser cultor y practicante de la herencia africana en Cuba: Los Sitios.
  
Entonces, salieron a la luz pública, proyectos como el Afroaché mediante el cual un sacerdote religioso de las etnias africanas, José Francisco Ung, sensibilizado ante la muerte por el VIH de cinco personas que acudían en busca de sus consejos para la vida, explica a sus ahijados los derroteros para evitar contraer el fatídico contagio.
  
Según Peter Piot, director ejecutivo de ONUSIDA, “es posible contrarrestar hasta la más grave epidemia de VIH, si se emprenden seriamente tareas de prevención y atención, mediante acciones comunitarias plenamente apoyadas por los gobiernos, las organizaciones, las instituciones religiosas y las empresas”.
  
Este año los asistentes podrán participar en mesas redondas, encuentros didácticos culturales, visitas especializadas a las salas de etnología del museo, encuentro entre cultores, recorridos por lugares de interés histórico y como núcleo esencial el Coloquio Presencia, abierto al debate de temas, ponencias o investigaciones relacionadas con la huella africana en las culturas de Cuba, América y el Caribe, por intermedio de sus más disímiles vertientes.
  
Como en cada edición La Hata,  emblemático lugar enclavado en Guanabacoa,   por la práctica de las diversas religiones de origen africano, devendrá hervidero de personas de todas las edades amantes de tales cultos sincréticos.
  
Al Festival podrán concurrir todos los interesados, nacionales o extranjeros, tanto en calidad de ponentes, observadores o delegados.
  
Los temas a debate este año están enmarcados en: Presencia de la cultura Yoruba en América y el Caribe;   La esclavitud como fenómeno histórico social;
La influencia africana, especialmente los aportes de las raíces Yoruba en la cultura material y espiritual de las comunidades cubanas, americanas y caribeñas, la literatura y las Artes Plásticas y la Repercusión del impacto africano en la ética del cubano.
  
Las proyecciones del Wemilere para este 2010 pueden tener como sentencia las sabias palabras dichas en lengua conga el pasado año por el Tata Nganga Enriquito Hernández Armenteros (92 años), una de las más prestigiosas figuras religiosas de Guanabacoa y de Cuba, cuando dijo: Maferefún (significa agradecimiento) Wemilere, por todo lo que deja de enseñanza.(AIN)