Vacuna antiCovid-19 Abdala con alta efectividad en provincia de Cuba

La Habana, 30 sep.- El Centro Ingeniería Genética y Biotecnología de Cuba (CIGB) destacó que la vacuna contra la Covid-19 Abdala alcanzó una alta efectividad en dos territorios de la provincia central de Ciego de Ávila.

 

Dicho inmunógeno –el primero de Cuba y de América Latina- alcanzó un 99,16 por ciento de efectividad en el municipio Ciego de Ávila y un 97,74 en Morón a través de intervenciones sanitarias y vacunación masiva.

‘¡¡¡Nuestra vacuna Abdala del Centro Ingenieria Genetica y Biotecnologia con efectividad superior al 97 % en vacunados con esquema completo en Ciego de Ávila y Morón!!!’, destaca un mensaje de la entidad científica en la red social Twitter.

Estos resultados ya no en ensayos clínicos, sino en intervenciones sanitarias y vacunación masiva, por lo tanto, si la eficacia de los candidatos fue un hito en su momento, calcularla en el terreno y demostrar científicamente que sí protegen en ambientes de alta circulación viral, es su mejor consecuencia.

Un estudio reveló que en los dos territorios que ya concluyeron la vacunación con Abdala, Ciego de Ávila y Morón, la vacuna del CIGB mostró una protección muy elevada en pacientes con esquema completo, resalta el diario Invasor.

José Ramón Artigas, metodólogo docente del Centro Provincial de Higiene, Epidemiología y Microbiología, rastreó los datos concernientes a la vacunación en Ciego de Ávila y Morón y, sobre la base de análisis bioestadísticos y empleando modelos estadístico-matemáticos, ha estimado la efectividad de la inmunización.

Fue realizado un estudio observacional-analítico de cohortes (grupo que forma parte de un ensayo clínico al que se observa durante un período de tiempo) con un diseño retrospectivo, con el objetivo de determinar la efectividad de la vacunación con Abdala en la intervención sanitaria en esos territorios, los primeros en aplicar el inmunógeno en la provincia.

El universo para el estudio se determinó con la totalidad de la población prevista en la meta a vacunar con tercera dosis. Luego se procedió a identificar y formar dos cohortes.

Una cohorte de vacunados con la tercera dosis y más de 14 días de aplicada; y un grupo de no vacunados, el cual se formó con aquellas personas incluidas en el universo a vacunar y que, por diversos motivos, no lo hicieron, a las que se añadió todos los vacunados con una o dos dosis y no pudieron completar el esquema.

Abdala no deja la menor duda en Ciego de Ávila y la práctica médica avala el rigor con que nuestros científicos trabajaron, subraya otro mensaje del CIGB en la red de redes.

(Prensa Latina)