Líderes religiosos cubanos reclaman regreso de Los Cinco a su país

Líderes religiosos cubanos reclaman regreso de Los Cinco a su paísLa Habana, 20 mar.- Líderes religiosos sumaron aquí sus voces a las de otros sectores de la sociedad cubana que reclaman la libertad y el regreso a la isla de los cinco antiterroristas sentenciados a severas penas en Estados Unidos.

Al igual que jóvenes, mujeres, campesinos, trabajadores e intelectuales; representantes de la diversidad religiosa existente en Cuba consideraron una necesidad poner fin a la situación de Gerardo Hernández, René González, Antonio Guerrero, Ramón Labañino y Fernando González.

Los Cinco -como se les conoce internacionalmente- vigilaban a grupos violentos que desde Miami operan contra la isla, hasta su detención en 1998 y posterior encierro, bajo condenas de cadena perpetua o varios años de prisión.

"Me gustaría que el gobierno de Estados Unidos tenga misericordia y ponga en libertad a esos muchachos, quienes lo único que hicieron fue tratar de defender a su país de las acciones horrorosas del terrorismo", señaló en esta capital el presidente de la Liga Islámica de Cuba, Pedro Lazo.

En declaraciones a propósito de la participación de los religiosos cubanos en la sociedad, sus retos y preocupaciones, el líder musulmán lamentó la separación de sus seres queridos que sufren Gerardo, René, Antonio, Ramón y Fernando.

A uno le causa mucho dolor ver cómo las esposas de algunos de ellos ni siquiera pueden visitarlos, cuando se trata de un derecho humano elemental, apuntó.

Washington ha negado de forma reiterada a las cónyuges de Gerardo y René la visa para reunirse con sus compañeros.

Por su parte, la directora general de la organización budista-laica Soka Gakkai de Cuba, Joannet Delgado, calificó de triste el caso de los antiterroristas, cuatro de ellos aún encarcelados, mientras René cumple tres años de "libertad supervisada" en la nación norteña, decisión considerada por activistas un castigo adicional.

"No hay nada más triste que no respetar la dignidad de la vida, y eso hacen con Los Cinco, quienes humildemente trataban de impedir actos terroristas; y sin embargo, les quitan la libertad y los alejan de sus familias", opinó.

Para Delgado, hay una clara intención de destruirlos y de socavar su voluntad de resistir, lo cual estimó improbable, dado el respaldo a su causa en Cuba y por muchas personas del mundo.

También el moderador (presidente) de la Iglesia Presbiteriana Reformada en Cuba, Daniel Izquierdo, abogó por el regreso de Gerardo, René, Antonio, Ramón y Fernando a su país.

Es un problema de justicia, porque más allá de criterios políticos, el caso de Los Cinco apela al carácter humano, dijo.

Los líderes religiosos coincidieron en destacar la importancia de que los diversos componentes de la sociedad actúen unidos en el esfuerzo por materializar sus aspiraciones y defender valores como el humanismo. (PL).