Refuerzan con Biomodulina T sistema inmune de ancianos avileños

Ciego de Ávila, 28 sep.- La Biomodulina T (inmunomodulador biológico de origen natural) comenzó a aplicarse a unos nueve mil adultos mayores, con edades superiores a los 75 años en el municipio de Ciego de Ávila, como medida preventiva para contribuir a detener la trasmisión de la COVID-19.

Yurisán Espinosa Ponce, directora de Ciencia e Innovación Tecnológica en la Universidad de Ciencias Médicas José Asef, explicó que la intervención terapéutica se inició por el Consultorio Médico 45, del Área Norte, y se extenderá paulatinamente a toda la ciudad capital, según refleja la página digital del periódico Invasor.

En la administración del medicamento participan especialistas de la salud junto a representantes de las organizaciones de masas y otros factores de la comunidad, quienes respetan la voluntad de los ancianos de recibir la dosis, pero hasta ahora se aprecia gran aceptación, relató la fuente.

Este programa forma parte de las medidas orientadas por el grupo científico nacional que visitó la provincia a mediados de septiembre, en aras de alcanzar mayor prevención y más efectividad en los protocolos y esquemas de tratamientos en el territorio que muestra un agresivo rebrote del virus SarsCoV-2 con más de 400 casos y 16 fallecidos en un mes.

Como parte del plan también se aplica el Nasalferon (versión nasal del Interferón alfa 2-b) a cuatro mil 319 personas del sector de la salud, de los hospitales Antonio Luaces y Reoberto Rodríguez y todos los pacientes y acompañantes de ambas instalaciones.

El medicamento se utilizará progresivamente en todos los trabajadores de los centros de aislamiento para contactos y sospechosos y de las consultas de clasificación en policlínicos y áreas de salud de toda la provincia.

Ileana Morales Suárez, directora nacional de Ciencia e Innovación Tecnológica, del MINSAP, explicó a la prensa en ocasión de la visita del grupo de expertos, que igualmente se administrará el hemoderivado Hebertrans o Factor de Transferencia a otras 20 mil personas en zonas de riesgo y a 950 niños con enfermedades de base, que pueden inducir a inmunodeficiencias.

La también coordinadora del grupo de ciencias de la COVID-19 reconoció que desde que comenzó la pandemia se han hecho intervenciones de uno u otro tipo en otras provincias, pero de esta manera, compleja, intensiva y en corto tiempo como ahora en Ciego de Ávila, es la primera vez que se hace.

Resaltó el esfuerzo del país para poner sus principales resultados científicos y todos los recursos al servicio de la población que más lo necesita en estos momentos. (ACN)