Fumar no es bueno ni en sueños (Fotorreportaje)

Los fumadores, o aquellos que por moda o por parecerse a algún artista o estrella de cine encienden el primer cigarro, se condenan. La salud es algo primordial para el ser humano. Cuando los pulmones u otros órganos del cuerpo se dañan, de nada valen las lamentaciones.

Los deterioros irreversibles de los pulmones y el corazón, por sólo poner dos ejemplos, de los adictos al tabaquismo, los obligan a vivir con serias limitaciones físicas o les provoca la muerte. Por eso, fumar no es bueno ni en sueños.