Estrategia para combatir virus de influenza A H1N1

Estrategia para combatir virus de influenza A H1N1La Habana , 24 nov. – Como parte de la estrategia trazada en la capital cubana para combatir y prevenir el virus de Influenza A H1N1, el dengue, la conjuntivitis y el VIH/SIDA, cada día adquiere más alcance la llamada Comunicación de riesgos.
   
El Grupo Provincial de Promoción y Comunicación Social de Salud Pública es su principal impulsor, y según su director, el master doctor Carlos J. Rodríguez Lemus, “los especialistas parten del principio de que para informar y educar hay que conocer”.
  
“Nuestro mayor objetivo, dijo a la AIN, es contribuir a que la población de Ciudad de La Habana perciba el peligro que constituyen para su salud epidemias como las del virus de Influenza y el dengue, una enfermedad en la que el Aedes aegypti constituye su agente trasmisor.
  
“La gente necesita y merece estar bien informada y educada, en aras de que se involucre activamente en las acciones a nivel de comunidad, en el hogar y en los centros educacionales y laborales",  manifestó el entrevistado.
   
Explicó que por ser un mosquito casero, de aguas limpias, un vector diurno y antropofílico, "es importante conocer que estamos ante un problema de saneamiento doméstico, y con poco o ningún gasto cada núcleo familiar puede eliminar el problema sin emplear productos químicos”.
  
“En el enfrentamiento a las contingencias epidemiológicas la estrategia de Comunicación de riesgos va dirigida a los medios de comunicación y al personal especializado de salud, encargado de llevar a los barrios un mensaje educativo a través de la comunicación interpersonal y grupal”, acotó el doctor Rodríguez Lemus. 
   
Funcionarios del Min¡sterio de Salud Pública, médicos, enfermeras y especialistas coinciden en que hay que recurrir a cuantas formas sea posible en aras de transferir a la comunidad la responsabilidad, la capacidad y la motivación para prevenir y controlar el virus de Influenza, el dengue y el VIH/SIDA.
    
Opinan que además de la voluntad política, en el control de esas enfermedades o epidemias se requiere de la coordinación y el trabajo intersectorial, del protagonismo comunitario, del reforzamiento de la legislación sanitaria y del soporte técnico. (AIN)