Santacruceños votan también contra el Bloqueo norteamericano a Cuba

Santa Cruz del Sur, 24 oct.- Cerca de 60 años tiene ya la añeja política y su lúgubre fin persiste, sin embargo vuelven a tropezar con la misma piedra, sencillamente porque este archipiélago es mambí, rebelde, martiano, fidelista, socialista y marxista, es de los cubanos única y exclusivamente. No cambiamos la estrella de luz invencible por el canto de las sirenas virtuales, ni el engáñame que me gusta. Por lo que luchamos y fue logrado no es negociable.

El feroz cerco económico, comercial y financiero sigue en pie. Como señalara hace poco Josefina Vidal, directora general de Estados Unidos en el Ministerio de Relaciones Exteriores, el presidente Obama va a concluir su mandato dentro de tres meses, él se va, pero el bloqueo se queda.

Como es ese asedio un engendro repleto de malas intenciones, el gobierno y el congreso estadounidenses no desisten en su terquedad. “Quién le dijo a los imperialistas que porque la generación histórica deje de existir se va a caer la Revolución. Cada cubano fiel es un soldado de las ideas. No nos dejaremos arrancar las glorias; además no olvidamos el pasado, amamos la historia y sus protagonistas”, expuso Geiser Ramírez Marín, organizadora en la dirección municipal de los Comités de Defensa de la Revolución (CDR)”.

La funcionaria dijo “que al persistir esa negativa estrategia se ve afectado el funcionamiento de la economía, las relaciones con otros países y hacia los propios Estados Unidos”.

Pedro Pablo Castellanos Peláez, alumno de séptimo grado en la escuela secundaria básica “Camilo Cienfuegos”, habló sobre los matutinos que realizan, momento en que sus compañeros de estudio, profesores y él hablan sobre las diversas afectaciones que causa el bloqueo.

“Sabemos que el objetivo de nuestros enemigos, es crear un orden interno acorde a sus planes, destruir la felicidad, las victorias, la educación y salud pública gratuitas, puntualizó el pionero. Desean que a los adolescentes y jóvenes nos interesen las cosas banales, el consumismo y no creamos en los líderes que nos guían. Jamás caeremos en su sucio deseo”.

Irma Pol Dime atiende la olla de presión en la que se prepara el alimento para varias embarazadas. “Pregunte y yo le respondo, porque aquí los horarios se cumplen al pie de la letra”. ¿Estás al tanto de la directiva anunciada por el presidente Obama hacia la Isla?, la inquiero.

“No confío en ella, acotó, pues él ha hecho muy poco, pudiendo hacer más para quitarle las 'trabazones' a esa barrera tan inhumana. Se nos reconoce la independencia, la soberanía y la autodeterminación y otras cosas, pero al final lo que persiguen es hacer realidad sus ansias injerencistas.

Ojalá quien coja el poder dé otros pasos a favor de que se logren las relaciones, pero no estará obligado a hacerlo. Ni siquiera piensan en los niños y personas de cualquier edad necesitados de medicamentos vitales para la vida”, manifestó la cocinera del Hogar Materno.

La afiliada a la Asociación Nacional de Ciegos y Débiles Visuales (ANCI) andaba aprovechando la breve brisa del atardecer frente al hogar donde vive. “Es que hace mucho calor dentro de la casa”. Sobre la absurda existencia del bloqueo nos dice: “Oigo todas las noticias radiales y televisivas en las que se platica del asunto.”.

En realidad es un absurdo total, pues nadie va a renunciar a los principios revolucionarios. Somos incondicionales. Los discapacitados de la vista podríamos tener mayor cantidad de recursos, aunque el estado cubano nos atiende mucho. En los propios Estados Unidos la gente quiere la mejoría para Cuba. Cometen los imperialistas error tras error; aquí seguimos de pie y luchando por Cuba y la humanidad, planteó Mirta Basulto Cabrera.