Llegó Fidel a Pinar del Río (+Fotos)

Noemí tenía 21 años el 17 de enero de 1959. Ese día el ajetreo fue tremendo pues ella era una de las jóvenes sanjuaneras deseosa de ver al comandante Fidel en persona y bien de cerca.

Recuerda esta mujer cercana a los 80 años, que los camiones empezaron a salir del pueblo en horas de la mañana y que la nube de gente parecía interminable.

“Aquello fue una locura, imagínate todo el mundo quería ir a Pinar a ver a Fidel, recuerdo que fui de las primeras en llegar al punto de concentración en el parque de la entrada del pueblo, y me subí con una agilidad increíble en aquel camión junto con otras maestras del territorio. ¡Llegó Fidel a Pinar!, era el rumor que corría de voz en voz.

“Llegamos a Pinar y logré ubicarme en una posición de privilegio frente a la tribuna y escuchar aquel memorable discurso, en el cual el líder de la revolución recordó lo que era este pueblo antes del 59 y los cambios que se avizoraban para bien de todos los cubanos, agrega”.

Llegó Fidel a Pinar

Casi seis décadas después, los mismos ideales convocan a un pueblo decidido a luchar por sus conquistas. La caravana integrada, esta vez por 60 niños, jóvenes, combatientes de la revolución cubana y recorrerá diversas arterias desde la Escuela Provincial del Partido, Abel Santamaría Cuadrado, hasta la intersección de las calles Martí y Rafael Ferro, para revivir un hecho trascendental en la historia local.

Este miércoles, en el mismo lugar que hace 59 años Fidel se dirigió a los vueltabajeros, desde una rastra convertida en tribuna, el pueblo se reunirá para ver llegar a los nuevos barbudos y recordar, sin dudas, las emotivas palabras del Comandante en Jefe, al dirigirse a toda la multitud concentrada para escucharlo.

“Sé que hay muchos hombres necesitados, muchos enfermos sin hospitales, muchos niños sin escuelas… Pero no resolveremos el problema de uno ni de dos, resolveremos el problema de todos… Por eso les digo que tengan fe… Tengo fe en el pueblo, sé que la Revolución seguirá adelante, sé que la soberanía del país será respetada…”