Concluyó presentaciones en Cuba colectivo danzario español

La Habana, 31 jul.- La compañía danzaria española La Macana cerró este domingo un ciclo de tres funciones en el Gran Teatro de La Habana Alicia Alonso, cuya sala García Lorca acogió el debut en Cuba del grupo europeo.

Tras ofrecer varias presentaciones en relevantes escenarios de Alemania y España, el colectivo arribó por vez primera a esta capital para estrenar en el país una coreografía del cubano Julio César Iglesias, denominada Invisible Wires (Hilos invisibles).

En esa pieza el creador ahonda en la complejidad de las relaciones, se cuestiona las consecuencias, el funcionamiento de los vínculos entre personas, su establecimiento y sostenibilidad.

La Macana vino a este país caribeño gracias a una invitación de Danza Contemporánea de Cuba (DCC) y el Instituto Goethe.

Bailarín y coreógrafo de DCC, Iglesias emplea música en vivo del compositor belga Niko Hafkenscheid para redondear una propuesta de gran fuerza física que mezcla personajes atormentados entre el disparate, la muerte, el amor y un montón de recuerdos.

Hace apenas dos semanas, DCC estrenó con éxito de público y crítica la más reciente coreografía de Iglesias, bautizada Coil.

Para la compañía cubana el creador concibió en periodos anteriores La lluvia cae con el viento, Las paredes se van, Quiero ser tu perro, Mercurio y El cristal, la más elogiada de sus piezas. (Texto y foto: PL)