Acreditada la UCI como productora internacional de software

La Habana, 20 oct .- Los 14 Centros de Desarrollo de Software pertenecientes a la Universidad de la Ciencias Informáticas (UCI), han sido acreditados como productores internacionales, tras un riguroso proceso de evaluación. De esta forma, la UCI se convierte en la primera institución cubana con este reconocimiento. La rectora de dicho organismo enfatizó en que este logro se debe, entre otros elementos, al trabajo docente realizado en las aulas.

“La certificación internacional de nuestros procesos productivos responde a una estrategia que comienza con la formación de profesionales y que tiene como colofón una actividad productiva de mucho rigor”, afirmó la Dra. Miriam Nicado, rectora del centro de estudios.

“Tenemos dos proceso fundamentales que se complementan: el productivo y el formativo. Al acreditarse el primero de alguna manera también se certifica el segundo”, agregó.

Ya en 2011, tres Centros de Desarrollo habían sido avalados en similar proceso, pero en este año se completó la certificación de todos.

La evaluación fue realizada con el nivel dos del Modelo de Integración para la Capacidad y Madurez (CMMI, siglas en inglés) y se extendió durante 10 días.

El peritaje estuvo a cargo de un equipo mixto formado por el MSc. José Enrique Pérez, de la Industria de Software, perteneciente al Centro de México y por la propia UCI estuvieron las doctoras Ailyn Febles Estrada y Lizandra Arza Pérez, junto al MSc. Filiberto López Cossio y al Ing. Edgar Rojas Ricardo.

“A causa del bloqueo, tuvimos que desarrollar esta certificación con un centro radicado en México y no con el centro rector que está ubicado en los Estados Unidos. A partir del nuevo escenario internacional y de las relaciones con ese país, aspiramos a realizarlo allí. Porque la UCI seguirá intentando certificar en niveles superiores y quisiéramos hacerlo directamente con los Estados Unidos”, expresó Rynaldo Rosado, vicerrector de Producción.

El CMMI es un modelo concebido para determinar y mejorar la capacidad de los procesos en las organizaciones, con el objetivo de que estas desarrollen productos de calidad de manera consistente y predecible.

Tal como explicó Miriam Nicado, “la certificación de calidad de la UCI es y será una de las grandes metas que hemos acometido desde la fundación. En el área de la producción de softwares teníamos como meta acreditar en 2015 todo el proceso de desarrollo de software de esta Universidad y lo logramos”.

“Para nosotros constituye un gran privilegio contar con este resultado, que no solamente es nuestro, sino de Cuba y contribuye a realzar la imagen de nuestro país como productor de software, a la vez que responde a la política nacional para la informatización de la sociedad cubana. Este no es el punto final, Fidel nos convocó a que constantemente investigáramos sobre docencia y comunicaciones”explicó Nicado.

La certificación abre un nuevo camino a nuevos escenarios para lograr mayores y mejores niveles de calidad.

En tanto, Reynaldo Rosado, añadió: “esto es un aval para nuestro proceso productivo que estamos construyendo desde la propia fundación hace ya 13 años. Nuestros logros son un regalo al Comandante en Jefe, Fidel Castro y a toda la Revolución, pues de allí partieron los ideales para crear esta escuela. Nos quedan muchos aspectos por mejorar, pero estamos muy contentos con el nivel alcanzado”.

Según el sitio de la Universidad de los proyectos existentes se seleccionaron como muestra cinco; además de la Dirección General de Producción, la Dirección de Calidad de Software y el Grupo de Especialistas de la Medición. También fueron entrevistados 53 profesionales de la institución. Se cubrieron diferentes áreas de procesos del modelo como: Administración de requerimientos, Planeación de proyectos, Monitoreo y Control del proyecto, Aseguramiento de la calidad de procesos y productos, Medición y Análisis y Administración de la configuración, para detectar las fortalezas, las oportunidades de mejora y sugerencias para mejorar la implementación de las prácticas del modelo.