Ratifican al ALBA como baluarte de la soberanía regional – Radio Santa Cruz

Ratifican al ALBA como baluarte de la soberanía regional

Ratifican al ALBA como baluarte de la soberanía regional 000La Habana, 14 dic .- La declaración final de la XIII Cumbre del ALBA-TCP ratificó hoy a ese mecanismo regional como un baluarte en la defensa de la soberanía de los pueblos de la región y de las naciones del Sur.

Declaración final de la XIII Cumbre del ALBA-TCP

Los Jefes de Gobierno y representantes de los 11 países que ahora integran la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América-Tratado de los Pueblos (ALBA-TCP) ratificaron los principios de solidaridad, cooperación genuina y complementariedad entre nuestros países, en el aprovechamiento racional y en función del bienestar de nuestros pueblos.

Los participantes condenaron enérgicamente la aprobación por el Congreso de Estados Unidos de sanciones contra Venezuela, y expresaron el más profundo respaldo y solidaridad con el pueblo y gobierno de ese hermano país.

Enfatizaron que los países del ALBA-TCP no permitirán la utilización de viejas prácticas ya aplicadas en la región, dirigidas a propiciar el cambio de régimen político, como ha ocurrido en otras regiones del mundo.

Asimismo, rechazaron firmemente cualquier agresión, ya sea de tipo legal, económica o política, contra Venezuela, así como contra cualquiera de los países miembros del ALBA-TCP.

Por otra parte, el texto respalda el compromiso de Venezuela con el proyecto Petrocaribe, reconocido por su utilidad y aporte a la seguridad energética y al desarrollo económico y social de los países miembros. La Declaración resalta el reclamo del ALBA a Estados Unidos para un cambio de política hacia Cuba que contemple el fin inmediato del bloqueo económico, comercial y financiero; el cese de las acciones subversivas, ilegales y encubiertas que violan la soberanía y el derecho de los pueblos a la autodeterminación.

Reafirmaron el respaldo al derecho de Cuba de participar en las Cumbres de las Américas, sin que medie condicionamiento alguno, en correspondencia con lo expresado por los países latinoamericanos y caribeños en ocasión de la VI Cumbre de Cartagena.

Quedó plasmada también la solidaridad con el justo e histórico reclamo del Estado Plurinacional de Bolivia sobre su derecho a una salida al mar con soberanía, así como una felicitación por su reciente elección como miembro del Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas a partir del año 2015.

Otro saludo se dirigió a Venezuela como Miembro No Permanente del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas para el período 2015-2016, lo cual constituye un reflejo del gran prestigio y liderazgo alcanzados por esa nación.

Las partes implicadas en el proceso de diálogos por la paz en Colombia recibieron las congratulaciones de esta Cumbre del ALBA-TCP, que reiteró el apoyo al logro de un acuerdo final para el fin del conflicto y la construcción de una paz estable y duradera en esa nación andina.

Argentina y su lucha en defensa de la soberanía sobre las islas Malvinas, Georgias y Sandwich del Sur, y la defensa de su dignidad nacional, soberanía y libre determinación frente al ataque de los fondos buitres, fue otro tema que tuvo el respaldo de esta XIII cita de este mecanismo regional.

Los miembros del ALBA se comprometieron a mantener y profundizar la cooperación solidaria con Haití, así como a apoyar todos los esfuerzos de esta región y de otros países del mundo en función de la reconstrucción económica y social de la nación haitiana.

Ratificaron el carácter latinoamericano y caribeño de Puerto Rico y reiteraron que su plena independencia y descolonización constituye un asunto de gran interés para los países miembros del ALBA-TCP.

Asimismo, es de importancia para el ALBA la reparación de los daños ocasionados por el genocidio contra la población nativa y la esclavitud en el Caribe, y apoyar el establecimiento de un diálogo sobre reparación con los países europeos.

Otros acuerdos subrayan la importancia del derecho de los países del Caribe a recibir un tratamiento justo y diferenciado y a la crisis climática como uno de los más grandes desafíos que enfrenta la humanidad.

ALBA convocará a una reunión de negociadores y cancilleres de los países miembros para coordinar las posiciones de cara a la XXI Conferencia de las Partes de la Convención, a celebrarse en París, Francia, en 2015.

Asimismo, la actualización del modelo económico cubano, su Ley de Inversión Extranjera y la zona especial de desarrollo Mariel, fue resaltada por las oportunidades para acelerar la integración productiva y fortalecer el intercambio económico entre los países miembros.

La lucha regional para prevenir y enfrentar la epidemia del ébola por parte de ALBA-TCP y Caricom mereció la felicitación de esta cumbre que llamó a continuar coordinando esfuerzos y estricto seguimiento al cumplimiento de los acuerdos adoptados en la Cumbre Extraordinaria del ALBA-TCP sobre el ébola.

Celebraron la entrada en vigor del Tratado Constitutivo del Centro Regulador de Medicamentos del ALBA-TCP y del Registro Grannacional de los Medicamentos de Uso Humano y exhortaron a los miembros de la Alianza a conformar un grupo de trabajo que identifique los resultados de las investigaciones científicas y socialice las virtudes medicinales, culturales y alimenticias de la hoja de coca.

Otra de las tareas a encarar por el grupo regional será diseñar estrategias y acciones concretas que permitan la construcción y desarrollo de la Zona Económica Complementaria ALBA-TCP / Petrocaribe / Caricom / Mercosur como espacio de complementariedad económico-productiva.

De acuerdo con el documento se convocará una reunión de los países del ALBA-TCP sobre la Misión Milagro en Caracas, en enero de 2015, para evaluar, planificar y proponer la ampliación de este programa.

Además el Consejo de Complementación Económica del ALBA-TCP se reunirá el 23 de febrero de 2015, en La Habana, para analizar las propuestas que permitan impulsar las acciones en el ámbito económico de la organización.

Quedó convocado un consejo político del ALBA-TCP, el 24 de febrero de 2015, en La Habana, en el contexto de las celebraciones con motivo del 120 aniversario del reinicio de las luchas por la independencia de Cuba.